A los sueños, alas

A los sueños, alas

No te contengas, no permitas que tus miedos te detengan. Ponle ganas a la vida, cumple tus sueños de uno en uno y márcate siempre metas nuevas. No frenes, no pares. No dejes que nadie te diga que no puedes. La vida ya es lo suficientemente complicada sin dejar que voces ajenas se metan en tu cabeza.
Puedes con todo. No hay camino fácil. La gracia de los sueños está en superar todos los obstáculos que se pongan en medio. Luchar, una y otra vez, sin importar las veces que te tiren al suelo. 
Serás más fuerte, te lo prometo.
Ganarás en sonrisas lo que te quiten de aliento. Cuanto más difícil se ponga todo, mayor será la victoria. Y ganarás, siempre. Porque el triunfo está en el intento, en sentirte siempre un poco más completo que ayer. Es una lucha constante contra ti mismo en la que nunca puedes perder si lo intentas.
A la vida, ganas.
A los sueños, alas.
Nunca te quedes con los pies en el suelo. Vuela tan alto que las nubes sean solo el mar de algodón que se pierda allá abajo. No hay vértigo, no hay caída.Eso llega solo cuando te permites dudar. 
Sabes que puedes, que el pasado te ha demostrado que no hay imposibles cuando de verdad le pones ganas. Así que mira al frente, fija tu objetivo y lucha por conseguirlo. Tú eres tu único enemigo, no permitas que te frene.
 
https://www.porescribir.com/libros-por-escribir-alejandro-ordonez/
+1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comparte este texto:

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Otros textos que podrían interesarte

Inquebrantable
Inquebrantable
Cuando todo pase
Cuando todo pase
Ojalá la merezca
Ojalá la merezca
La emoción no se mide en besos o palabras, se mide en latidos. Y mi corazón late desenfrenado desde que la conocí. Son dos los latidos que me gritan: "es ella", por cada tres que me dicen: "esta vez, sí".